Sin Fronteras

 

Without Borders

Cómo hacer crecer la semilla de la Relación.


Cómo hacer crecer la semilla de la Relación.

“No puedes hacer sentir a otro importante, si en secreto, tu sientes que es un don nadie” —Les Giblin

Esa frase resume bastante bien la ideología importante que veo todos los días.

Creo que las relaciones personales son como una semilla que debe ser plantada. Una nueva vida necesita agua, fertilizantes, y la luz solar para crecer fuerte y sana. En el mundo real, hay una gran cantidad de personas que realmente no entienden la importancia de mantener una buena relación con otros. Ellos simplemente no son conscientes de que las relaciones requieren de cuidados. El no alimentar estas relaciones, puede destruir algo hermoso y significativo que tenían con un miembro de la familia, amigo, compañero de trabajo, etc. Cuando las semillas se convierten en plantas, nos ayudan a aprender y crecer de muchas maneras. En otras palabras, las personas, pueden convertirse en la razón por la cual puedes llegar a tener éxito. Las personas que nos interesan pueden estar allí para ayudar a resolver problemas, generar ideas, y superar los desafíos de la vida, entre otras grandes cosas. A continuación, comparto contigo los ocho pasos que pueden ayudar a fortalecer el cómo te relacionas con las personas.

1. Escuchar: hablar menos, escuchar más, y preguntar.

El regalo más importante que puede dar a alguien es escuchar. Al hacerlo, les das la oportunidad de hablar más sobre sí mismos. Cuando les haces preguntas, se crea un momento para que ellos puedan expresar sus emociones, ideas y sentimientos. Les hará sentir que realmente te preocupas por ellos. La gente siempre está buscando a alguien que esté dispuesto a escuchar y que quiera saber más sobre ellos.

Lo que se debe o no hacer durante la comunicación:


Lo que se debe hacer:

  • Contacto con los ojos: Hay un viejo dicho que dice "los ojos son las ventanas del alma". El contacto visual es una parte muy importante de la comunicación; es una forma de lenguaje corporal. Al mantener el contacto visual con la persona con la que estás teniendo una conversación, le demuestras que estás enfocado y que estás prestando atención a lo que él o ella está diciendo.

  • Diga algo que reconforte a la otra persona. "Te entiendo" o "Sé cómo te sientes" o palabras similares cuando la persona termina de decir algo. También puedes repetir lo que has entendido. Cuando se hace esto, se nota que realmente te importa lo que la persona está diciéndote.


Lo que no se debe hacer:

Estas son algunas de las cosas que no debes hacer durante una conversación:


  • No Interrumpas. ¿Cómo te has sentido cuando has tratado de transmitir algo importante y esa persona con la que estas conversando, te interrumpe por cualquier razón, sin dejarte completar la idea de lo que estabas diciendo? Sin importar si estás de acuerdo o no con lo que estas escuchando, deja que la otra persona transmita el contenido de sus ideas hasta el final. Puede que lo que parecía al principio no era lo que quería expresar al final. Esto es muy sencillo. Es parte de saber escuchar. No te alteres y escucha con atención. Pueden sorprenderte los resultados.

  • No utilice el teléfono. Cuando se está hablando con alguien. Si tú estás esperando una llamada importante, deberías anunciar que tú estás esperando una llamada antes de iniciar una conversación. De esa manera, él o ella estará advertida sobre una posible interrupción, sin causar mayores disgustos.

  • No ver la televisión. Si tú estás hablando por teléfono con alguien, apagar la televisión mientras se está hablando. De esta forma puede concentrarse completamente en la información importante que la persona está compartiendo contigo. Un viejo dicho dice: "tratar a los demás como quieres ser tratado." ¡Escucha!


2. Tener integridad: Siempre ser uno mismo. No trates de ser una persona diferente. Nuestra propia individualidad es bonita e interesante, y la gente podrá apreciar eso. Mostrar honestidad es la clave. Siempre debes hacer lo que dices que harás. Eso se llama integridad. La integridad es cuando tus acciones tienen el mismo reflejo que sus palabras.

3. Dar a la gente el reconocimiento: "Estar tan ocupado dando a otros el reconocimiento, que en realidad no lo necesitas para ti mismo." —Jim Rohn. Es importante expresar siempre el aprecio a los demás mediante el reconocimiento de sus logros. Eso por sí solo les hace sentir bien, porque tú debes inculcar el orgullo y respeto por su trabajo duro. Cuando alguien hace algo con pasión, va más allá y demuestra su habilidad y talento apláudeles! Muéstrales tu gratitud a través de las palabras. Su sueño es ser reconocido como alguien que es un líder.


4. Diles la verdad: Hay un viejo refrán que se aplica a las relaciones: "Siempre diles lo que necesitan escuchar en lugar de lo que quieren oír." La honestidad es la clave cuando se está construyendo una relación. Su responsabilidad como amigo, hermano o padre, entre otros roles, es ayudar a la persona que amas en el proceso de su crecimiento. La mejor manera de hacerlo, es decir la verdad. Si lo ocultas, les hará daño a largo plazo. Todos nos podemos beneficiar de la retroalimentación. Es la manera de aprender y crecer.


5. No hacer que la situación sea más importante que la persona: No existe tal cosa, como una relación perfecta entre las personas. Todas las relaciones pasan por problemas, pero lo que realmente importa es cómo reaccionar ante estos. En algún momento de nuestras rutinas diarias, todos sufrimos de presión, pero por favor, no hagas que otros paguen por lo que sucede en tu día. Es crucial entender eso, y no hagas que sus propios temas o problemas sean más importantes que las personas que te aman y se preocupan por ti. Al no reconocerlo, sus conexiones especiales con esas personas con las que te relacionas, pueden deteriorarse.


6. Respeto: Este es uno de los elementos que debemos tener en cuenta para construir una relación fuerte y sólida con los demás. Esta, es una de las cosas que separa a los humanos de los animales. Es un valor moral que todos tenemos que ser capaces de construir en comunidad. Todos venimos de diferentes países, lo que significa que tenemos diferentes conjuntos de valores, creencias, idiomas, cultura, etc. Hay que aceptar y apoyar a la individualidad de los demás.


7. Creer y motivarles: Siempre haga preguntas, no se detenga! Seguir investigando para encontrar sus "deseos"; en otras palabras, sus metas y sueños... esas cosas que le hacen sentir bien y traen una sonrisa a su cara. Cuando sabes lo que quieren de la vida, eso crea una conexión especial. Saber lo que desea su corazón le da el poder para motivarlos, mencionando sus objetivos, siguiendo sus metas y centrarse en como conseguir sus objetivos inmediatos. Comience a darle ánimos para trabajar duro y luchar por sus sueños. Recuerdo lo que mi amigo George Falero dijo: "Nunca te rías de los objetivos de alguien." Se puede herir fácilmente a los sentimientos de una persona al burlarse de sus sueños. Las personas siempre están en busca de apoyo en lugar de la negatividad. Ellos prefieren sobre todo compartir sus objetivos con personas que los motiven y los animen. Podemos perder las buenas relaciones si somos negativos y pesimistas sobre los objetivos y metas de los demás.


8. Comparta sus experiencias personales: Hay personas que no se sienten lo suficientemente seguros para compartir su propia historia con nadie. Una de las razones para esta resistencia es una sensación de debilidad. Ellos no quieren compartir sus errores del pasado, fracasos o retrocesos.

La única forma en que puede ayudar a otros a abrirse es compartiendo con ellos su propia historia. Tú puedes preguntar: ¿Por qué? La razón, es que cuando compartes tus errores del pasado o cualquier evento que haya afectado tu vida de alguna manera, compartes con ellos tu vulnerabilidad humana. Puedes utilizar ese compartir para inspirarlos. Y eso crea un vínculo especial. Eso es lo que realmente hace una gran relación. Todos podemos aprender de las historias de otras personas.


Estos son los 8 pasos que le ayudarán a construir grandes relaciones con las personas. Las personas son su activo más importante y hay que proteger a esas relaciones. Si desea compartir algunas reflexiones sobre este artículo, no dude en comentar sus pensamientos. Todos podemos aprender unos de otros.



Te deseo lo mejor,


Samuel Acosta Ynoa


Follow me on/ Sigueme en
  • Facebook Basic Square
  • YouTube Classic
  • Instagram App Icon
  • Twitter Basic Square
Archive/Archivo
Recent Posts/Puestos destacados